Ciudad llena de turistas de otros países y algunos de España

Barcelona es una localidad que se aprecia por tener magníficos locales de moda y bares donde tomar una buena tapa sentado en un velador de la zona vieja ó pedirse las raciones en otro local tradicional del centro urbano. He llamado a un amigo a cenar conmigo para no permanecer solo la 1ª velada y no perderme por sus barrios, si bien se tiene que reconocer que resulta demasiado complicado perder el rumbo en esta ciudad, ya que sus calles están tan estructuradas. Nuestro querido amigo vive en la localidad bastante tiempo y circula perfectamente, puede conocer los sitios en los cuales uno se podría perder un día de diario.

Aquí y en este mes hay bastantes turistas que hacen que uno no se sienta solo y la villa se vea vistoso por la noche ocasionado por la cifra de individuos de diversas razas y edades que existen, que con el estilismo de moda de los diferentes países, iluminan la urbe.

Nuestro acompañante me recomendó asistir una obra de teatro que llegó actualmente a la localidad con alta presencia de gente, pero, había tenido una jornada potente de trabajo que no me atraía aposentarme en una butaca de una sala a ver un evento de estas características, ya que corría la amenaza de adormecerme durante el espectáculo, otra sugerencia que se le ocurrió es ir a un espectaculo de una orqueta de música reconocidos, sin embargo no existian tickets disponibles, se habían acabado y no queríamos abonar más en un ticket que tendríamos que comprar en las inmediaciones del polideportivo de un barrio de La ciudad en el lugar que pensaban intervenir los artistas.

La óptima opción ha sido ir a comer, en el lugar que tomamos unas raciones que si bien portaban exiguo contenido se mostraban espectaculares de gusto, elaboraban fusión de sabores que permitían que el bocado fuera un original placer para nuestro gusto, que a decir verdad no era tan difícil de reconocer. Disfrutamos dichas raciones con una jarra de vino de la provincia de Barcelona, no alcanzo a recordar de la D.O. no obstante fue un caldo muy suave y olor a fruta, por supuesto la copa la acabamos y concluimos la primera parte de la salida nocturna con unos chupitos de sabores caseros que nos desinhibieron algo.

Al salir del chiringuito de raciones nos fuimos a un pub con especialidad en ginebras de importación, en el lugar que probamos unos combinados con tónicas adecuadamente aderezados que nos pusieron el organismo acondicionado para comenzar la fase última de la velada, que iniciamos en una discoteca inmensa que estaba llena de turistas de otros países y algunos de España, el sonido del bar no era adecuado para conversar nada, sin embargo como el nivel de alcohol era ya agrandado ni siquiera disponíamos de algunas deseos de conversar, solamente relatábamos detalles de las chicaschicosyviceversa que estaban por la sala, existian muchas bastante estilizadas y bellas, pelirrojas y rubias, intentamos ligar con unas cuantas de estas muchachas, pero ni siquiera fuimos afortunados ó somos ya demasiado veteranos para las mencionadas señoritas más jóvenes. Otro obstáculo principal se trataba de que el dominio del idioma inglés fue muy deficiente y pienso que ni siquiera conseguían entender lo que les intentamos decir, que no era otra cosa que nos fuéramos a nuestro hotel de Barcelona con cualquiera de ellas. En último término nos fuimos a un local privado situado en la parte alta de La ciudad en el que descubrimos el ambiente mejor que he visto en mi vida en un local de esta clase.

Comparte este post....Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn